Escrito por da-beat, el 25 de marzo de 2008, a las 16:42

Van a quedar muchos post cinematográficos seguidos, pero es solo casualidad, no os preocupéis. En concreto el de hoy es de los que no me gustan, porque voy a hablar de la película “La Habitación de Fermat”, en la que es evidente que vamos a encontrar matemáticas. Prefiero descubrirlas y comentarlas en películas normales como “La Fuente de la Vida” (el próximo post) o las que ya han ido saliendo por aquí. Creo que se acercan más a la intención del blog de descubrir la cotidianeidad de las matemáticas.

En películas con intención matemática como ésta, además de resultar evidente que encontraremos números, los que aparecen son demasiado “académicos”, como esta primera escena en la que se resume de manera concisa la “Conjetura de Goldbach”.

Todo lo demás sobra, excepto recomendar la lectura de “El Tío Petros y la Conjetura de Goldbach” de Apostolos Doxiadis, que cuenta todo lo que “La Habitación de Fermat” se salta.

El resto de la película, como dice la publicidad, trata de 4 personajes que tienen que resolver problemas de lógica para salvar su vida. ¿Por qué peligra su vida? Porque están en una habitación que encoge si no resuelven los problemas. ¿Y por qué están en esa habitación? Porque fueron invitados a una reunión con las mentes matemáticas más ingeniosas si eran capaces de resolver este acertijo:

Y aquí os lo dejo, para ver si vosotros seríais capaces de ganaros la invitación. No vale hacer trampa.


1 Punto2 Puntos3 Puntos4 Puntos5 Puntos (3,00 / 5. Hay 1 votos)
Loading...
Imprimir Imprimir           


Escribe un comentario o haz un Trackback

Hay 5 comentarios

  1. Fernando dijo:

    No he visto la película, da-beat, pero me sumo a la recomendación del estupendo libro “El tío Petros y la conjetura de Goldbach”, en el que se aprende mucho de lo que son y lo que no son las matemáticas…
    Me gusta esa declaración de intenciones: yo también reconozco que me atrae más ir descubriendo las matemáticas allí donde “se supone que no están”, que comentar las matemáticas de lo que se hace con esa intención y que, por otra parte, muchas veces resultan decepcionantes (pero no siempre…).
    Un saludo,

    Fernando

  2. Juan Luis dijo:

    ¿Conoces el libro “Las matemáticas en el cine”?

    Quizás sí, y, si no, seguro que te interesa. Saludos

  3. Chema dijo:

    Uf, qué mal rollo. Sólo he tardado 30 segundos en resolverlo. Ahora me daría miedo despertarme en una habitación rodeado de otros personajillos y luchando por nuestras vidas.

    No he visto la peli, pero tiene que estar bien.

    Un blog chulo, a mí las mates nunca me han gustado, pero tú haces que sean algo más diver 😛

  4. da-beat dijo:

    Fernando, supongo que a todos nos atrae más eso. De ahí los blogs. Y eso es lo que intentamos trasmitir a los alumnos, que las matemáticas no son los jeroglíficos de los libros de texto, son otra cosa.

    Juan Luis, lo conozco, pero es imposible conseguir uno. Por lo visto está agotado, pero sigo buscándolo.

    Chema, muchas gracias y mis felicitaciones por resolverlo tan rápido. En la película tienes más acertijos. Puedes jugar a salvar tu vida dando las soluciones desde el sofá de tu casa.

    Saludos.

  5. Ángel Encinas dijo:

    Hola da-beat: más sobre números. Acabo de publicar un post sobre “El Resplandor” y he conocido en el artículo de Esteve Riambau (nota 6) la utilización del número 21 en esta película, que sería, “numéricamente hablando”, según el autor de la cita, la inversa de “2001, una odisea espacial”.

Escribe un comentario

Preview:



Sigue los comentarios de este post a través del feed RSS 2.0